Chorreado de arena.
En taller: piezas métalicas, rehabilitación de vehiculos clásicos, decoración y envejecimiento de madera.
En obra: limpieza de fachadas de ladrillos y piedra, piscinas, verjas, vigas de madera y estructuras metalicas.